sábado, 4 de febrero de 2012

[Rescatando entradas] Silencio

(Nota: Esta entrada fue escrita el 15 de Julio de 2010 en el blog Born under a bad moon. La rescato porque habla de un tema que siempre me ha dado mucha rabia).

El sábado por la tarde fui a un bautizo y salí de la iglesia exactamente igual que salgo siempre que entro en una para cualquiera de las celebraciones típicas (es decir: bautizos, comuniones y bodas): MUY ENFADADO.

Me sorprende y perpleja (sí, de perplejar, me acabo de inventar un verbo, ¿qué pasa?) que gente adulta sea incapaz de guardar silencio en una iglesia. Quizá es porque he estudiado en un colegio ligeramente católico, quizá es porque estoy acostumbrado a guardar silencio en clase, quizá es por simple EDUCACIÓN. Pero realmente no logro entender que la gente sea completamente incapaz de callarse incluso cuando el sacerdote que está oficiando la ceremonia está pidiendo por favor que haya silencio. 

¿Es realmente tan complicado? ¿Guardar silencio y escuchar durante 45 minutos es TAN difícil? Creas en lo que creas, le des la importancia que le des a la religión, estás en un templo. Y si el hecho de estar un templo te la sopla, al menos piensa que hay alguien hablando y tú le estás interrumpiendo. Cállate y muestra un poco de respeto. 

Y si no te callas, vete. 

Aunque bueno, lo de irte tampoco me parece una buena opción.

Mi sobrina llevaba enferma desde el miércoles, y justo antes de empezar la misa tuve que salirme con ella a la calle porque se empezó a encontrar mal. Caminamos un poco y la entretuve y mientras estaba en la calle vi a tres de los mejores amigos del padre de la niña bautizada sentados en la terraza de un chiringuito tomándose una coca-cola. 

No me pareció bien. Lo siento, pero creo que si un amigo tuyo bautiza a su hija, lo mínimo que podrías hacer es comerte la misa de la misma forma que te vas a comer todo lo que te van a servir en el pica-pica de después. 

La tarde fue bien y la celebración fue bonita, no quiero que me malinterpretéis y creáis que estuve toda la tarde cabreado. Me lo pasé bien. Pero hay actitudes que no logro entender y más viniendo de gente adulta.
Que lo hiciera un niño lo entendería. Por desgracia la mayoría de niños se comportaron mejor que los mayores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada